Ideas para enseñar a los niños a reducir, reutilizar y reciclar

niño que aprende a reciclar, reducir y reutilizar

El pasado 22 de abril se celebró un nuevo Día de la Tierra. Su conmemoración nos recuerda lo importante que es enseñar a reducir, reutilizar y reciclar a nuestros niños desde que son pequeños. Aquí te dejo algunas ideas simples.

Durante mi propia infancia, la palabra reciclar sólo se asociaba a botellas de bebida retornables. Los conceptos de reutilizar y reducir ni siquiera sonaban.

Pero con la adultez y principalmente con la crianza, he tenido que aprender que el cuidado del medio ambiente es mucho más amplio.

Si bien siempre he sido sensible con la naturaleza, su belleza y su cuidado, otra cosa es acostumbrarse a reducir, reutilizar y reciclar, cuando nunca lo has hecho.

La idea es enseñarles desde chiquititos que debemos generar menos basura, darle nueva vida a cosas que normalmente botamos, y clasificar todo aquello que pueda ir a un punto limpio para convertirse en nuevos productos.

He descubierto que los niños son muy receptivos al tema y que con pequeñas acciones les vamos ayudando a tomar conciencia de lo importante de cuidar su entorno.

Aquí te dejo ideas simples para reutilizar, reciclar y reducir.

  • Reutilizar: Papeles para dibujar

¿Tus niños son unos pequeños artistas? Los míos también.

Y como me parece muy poco ecológico estar comprando resmas de papel para que pinten, estamos aprovechando las hojas sin uso de los cuadernos del año anterior.

Las recortamos con cuidado y las ponemos en una caja a alcance de todos.

Esos son los papeles que usarán durante el año para hacer obras de arte.

  • Reciclar: Caja para papeles

La cantidad de dibujos es tan grande, que cada cierto tiempo hacemos una selección de los mejores. Los más votados pasan a la galería de arte familiar, en la pared.

Pero los que no califican, son eliminados. 

Como no son pocos, hemos destinado una caja para reciclar papel.

Buscamos una caja de cartón grande, la forramos con papeles de regalo y luego pegamos por los costados dibujos y letras entretenidas. La idea es que recuerden que ahí se deben botar todas esas obras de arte que quedaron a medio camino.  

Una vez que está llena, la llevamos al punto limpio del barrio.

  • Reducir: Apaga el agua

Esto no sólo se trata de que haya menos basura, sino de aprender a usar menos recursos.

Hay muchas maneras de enseñar a reducir: desde llevar nuestras propias bolsas a la compra hasta apagar las luces.

He descubierto que la forma más sencilla de enseñar a reducir, es apagar el agua mientras se lavan los dientes. Sólo la abrimos para mojar el cepillo y llenar el vaso. Luego se escobillan “en seco” y se vuelve a abrir para enjuagar.

La suma de todos estos pequeños pasos puede generar grandes cambios.

Déjanos tus ideas de cómo le enseñas a tus niños a reciclar.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.