¿Sabes cómo entretener a tus niños en el auto?

juegos-viaje-auto

Si has viajado con niños, sabes que un trayecto demasiado largo es algo poco atractivo para ellos. En este mundo lleno de estímulos, tenerlos más de 20 minutos amarrados a una silla se les hace difícil y aburrido. Pero existen maneras simples de pasar el tiempo más rápido. Te propongo algunos pasatiempos que no requieren fichas ni artefactos electrónicos que te ayudarán a disfrutar tanto el viaje y como el destino final.

Aquí te dejo algunos que ya he probado y otros nuevos que descubrí navegando.

Quién consigue más saludos:

Desafía a tus hijos a conseguir saludos de los pasajeros de los otros autos. Desde un tímido movimiento de manos hasta caras divertidas, todo se vale para conseguir que el viajero ajeno devuelva el saludo. El juego trae risas garantizadas.

Veo, veo

Es un juego clásico de los momentos aburridos, pero nunca falla. Un jugador selecciona un objeto que todos pueden ver y los demás deben adivinar qué ha seleccionado haciendo preguntas que sólo se pueden contestar con sí o no.

¿Quién soy?

Similar al anterior, pero en éste adivinamos algo que otro ha pensado. El primer jugador piensa en una persona que todos conocemos -familiar, personaje de película o héroe- y los demás deben adivinar haciendo preguntas que sólo se pueden contestar con sí o no.

Carrera del alfabeto:

Éste sirve para los niños que ya conocen las letras.

Dile a tus hijos que encuentren palabras con cada letra del alfabeto en los letreros camineros, anuncios o señales del tránsito.

Comienza por la A y cuando hayan descubierto una palabra, pasa a la B. Así sucesivamente.

Busca patentes:

A mis niños les encanta jugar a buscar letras iguales en las patentes ajenas. Cuando divisan dos letras iguales seguidas, gritan “¡Chancho A!” (porque la placa tiene las letras AA juntas). Gana el que junta más patentes o el que completa el alfabeto, lo que normalmente se consigue en más de un viaje.

Cantemos juntos:

Uno de los mejores lugares para que los niños canten a todo pulmón es el auto. Y qué mejor que hacerlo con ellos. Prepara una lista de canciones que más les gustan y en el momento de mayor aburrimiento, ponla en la radio del auto. Nosotros siempre incluimos canciones de grandes y chicos, y en algunas nos desafiamos cantando cada uno una estrofa.

Escuchemos cuentos:

He descubierto que el auto es un gran lugar para activar la imaginación porque están obligados a escuchar. En nuestros últimos paseos he grabado sus cuentos favoritos con mi voz y luego los he puesto en la radio del auto con el volumen hacia los asientos traseros. Esto nos ha dado un espacio de conversación con el papá mientras ellos van felices escuchándome en estéreo… sin retarlos.

Contemos un cuento:

Si no pudiste grabar nada, anímate a inventar una historia entre todos. El primer jugador empieza diciendo una frase. Puede ser el convencional “Había una vez una princesa…” o algo más original “Pepita vivía sola en el bosque…”. Cada integrante debe ir agregando una frase. Para hacerlo más divertido, puedes poner la regla de que cada frase debe rimar con la anterior.

Yo llevo a la playa:

Este juego sirve para activar la memoria y funciona en cualquier momento aburrido.

Un jugador comienza diciendo: “yo llevo a la playa… un balde”. El siguiente debe agregar un nuevo ítem, pero debe repetir lo dicho por el jugador anterior: “yo llevo a la playa… un balde y un sombrero”. Y así sucesivamente. Otra alternativa es que vayan diciendo palabras en orden alfabético: “yo llevo a la playa unos anteojos”. El siguiente debe decir “anteojos” y “bloqueador”, y así.

Una variación entretenida es que el primer jugador piense en una regla secreta sobre lo que se puede llevar a la playa. Los demás deben descubrir qué se puede llevar haciendo preguntas. Por ejemplo, el primer jugador dice: “yo llevo a la playa un perro”, y los demás deben descubrir que sólo se pueden llevar animales preguntando “¿puedo llevar a la playa un gorro?” .

 

¿Conoces otro juego? Compártelo con nosotros.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.